Cuentos

  • Valeska y el Monstruo que acecha

    Valeska mira por encima de su desayuno. Sus ojos parecen los de un gato que ha jugado demasiado tiempo con el ratón atrapado entre sus zarpas y  por fin ha decidido matarlo. Los humeantes panqueques se encuentran entre ella y Mauricio.

    Seguir leyendo...
  • Breve existencia

    El niño que vende goma de mascar en la calle siente mucho frío esa noche.

                Le llaman Juan, simplemente Juan.

    Un viento helado corre por las calles. Ha llovido durante dos días, provocando que la temperatura descienda.

    Seguir leyendo...
  • Eik

    Aferrado con sus garras a la fría superficie de la alcantarilla, Eik admira a la niña.

        Eik es antiguo. Él mismo ignora su edad. Sabe que ha vivido muchos años en la oscuridad de las cámaras subterráneas que recorren la ciudad

    Seguir leyendo...
  • Anarquía

    Papá me ha dicho que la palabra adecuada sobre lo que está sucediendo es: Anarquía.

        La he buscado en el diccionario. Siempre busco en el diccionario las palabras nuevas. Mamá decía que era una buena costumbre, que pocas personas usaban los diccionarios en esos días.

    Seguir leyendo...
  • Princesa Urbana

    Noche.

    El Mercedes Benz E 500 se desliza susurrando sobre el asfalto.  El ronroneo de su motor de ocho cilindros es suave, respeta el sueño de una ciudad dormida.  Al volante, una joven conduce y llora.

    Seguir leyendo...
  • Envase

    El joven gira sobre sus talones dentro de su pequeño pero lujoso departamento y se dirige a paso lento hacia su balcón. Camina descalzo, tratando encontrar algo de frescura en el piso de madera

    Seguir leyendo...
  • Bella, sombra

    Noche fría, solitaria y silenciosa
        Una mísera callejuela.
        Un autobús desvencijado, robusto y orondo se detiene lanzando chillidos metálicos frente a una torcida estructura que alguna vez fue una parada de autobús.

    Seguir leyendo...
  • Grandes Cosas

    1

    -No te hagas güey, pásalo pa’cá.- Ordena Karina a Pepe. Tiempo atrás, ella fue una chica dulce y femenina. Ahora el tonsol la ha vuelto agria y tosca.

    -Ya mi’ja, no te vayas a arrugar.- Se burla Pepe tendiéndole la bolsa de papel. Ella la arrebata de la mano de su amigo que podría también ser su novio. No lo han decidido aún, pero el sexo entre ellos está presente de manera regular: el vientre abultado de Karina lo comprueba, tiene cinco meses de embarazo.

    Seguir leyendo...
  • Olor

    Sólo algo era claro en la cabeza de Estela.

    Algo estaba cambiado a su alrededor, algo sucedía. Estela levantó su mirada del libro que había estado tratando de leer en la última hora.

    Seguir leyendo...
  • Reciclado

    Sus padres pudieron ponerle más atención y cambiar su destino.

    Pero no se percataron de aquellas sutiles diferencias entre su hijo y el resto de los niños pues, para ellos, el pequeño resultaba más un estorbo: resultado adverso en un error de cálculos biológicos que obstaculizaba su estilo de vida.

     

    Seguir leyendo...
  • Las Ánimas

    Jacinto y Adán marchan por muchos días padeciendo sed y hambre antes de distinguir el leve resplandecer de un poblado, en la noche. Un pequeño pueblo que quizás  no merezca  la atención ni del Ejército, ni de la policía federal.

     

                Hay luna llena, y a lo lejos, las luces opacas de las casas los orientan.

    Seguir leyendo...
  • Preludio

    -No sé como permites que te obligue a hacer ésto.

    María conduce el automóvil más despacio que de costumbre. Desea alargar el tiempo, retrasar la llegada. Sara se encoge de hombros y extrae de una cajetilla un cigarro, lo enciende, sus manos tiemblan,

    Seguir leyendo...

Novelas

 

En este sitio encontrarás narrativa del género del horror de mi autoría y algunos invitados, cuento, micro relato y novela. También publicaremos con frecuencia artículos de casos inexplicables, de esos que nos encanta escuchar durante la noche, que nos inquietan y nos provocan desvelo.

 

Friday the 20th - Joomla Templates